Ocho caminos, un camino


Creciendo desde el Amor para vivir en el Amor


Ocho caminos, un camino

·      Auto-conocimiento
Camino de conocimiento psicológico y espiritual. Camino de sanación emocional y afectiva. Todos estamos heridos: si no reconocemos nuestras heridas seguirán condicionando fuertemente nuestra vida.

·      Silencio
Meditación/contemplación. El silencio nos lleva a otra dimensión del ser. Nos lleva a la raíz.
No hay camino espiritual sin auténtico silencio como tampoco una real experiencia de Dios.

·      Entrega en el amor hacia los demás
Abrirse al otro, especialmente al que sufre y al necesitado. La entrega nos va purificando y revelando nuestra identidad: amor. La entrega nos revela que “el otro soy yo”: la identidad – el amor que somos – es compartida.

·      Palabra de Dios y sacramentos de la iglesia
Nuestras herramientas como cristianos para crecer en la comunión con Dios y entre nosotros. Ir profundizando para salir de lo mágico y puramente ritual y descubrir su sentido más hondo: comunicar lo que ya somos, vida.

·      Camino artístico: creatividad
Es fundamental que cada cual encuentre su camino artístico para crear: música, pintura, escultura, teatro, poesía, escritura, plástica, cocina, jardinería, etcétera...
El arte conecta con una dimensión del ser más honda que lo racional.

·      Camino de la naturaleza
La naturaleza esconde el secreto de la Vida. Darse tiempo para contemplar y disfrutar de la naturaleza. Darse tiempos de calidad para disfrutar y aprender de la naturaleza.

·      Estudio
Utilizar lo mejor posible nuestra inteligencia. Un camino intelectual bien orientado puede llevarnos también a la raíz del ser y del amor. Leer buenos libros, estudiar, participar de cursos, charlas, conferencias. La mente es un musculo que hay que ejercitar (también previene el Alzheimer que no es poca cosa). Saber elegir. Saber pedir consejo.

·      Comunión y compartir
El ser humano es un ser social. Estamos hechos desde la Comunión para la Comunión. La comunión expresa nuestra raíz más honda y común: somos uno. Crear espacios de calidad para compartir, conocerse, aprender juntos.




Publicar un comentario

Etiquetas