miércoles, 27 de enero de 2016

Digno de ser dicho




Disfruto la lectura, disfruto escribir. Amo con locura la poesia, la poesia que respira más que del lápiz. La poesía como estilo de vida, como forma de conocer y forma de amar.
Amo también escribir poesia y amo el lenguaje que intenta decir el Misterio, como la música y el arte en general.
De vez en cuando me detengo, porque amo más el susurro del silencio y toda palabra me resuena a nada y vacío. Me detengo: ¿tengo que seguir escribiendo? Me detengo una y otra vez, escuchando. Hasta cuando una luz deslumbrante me invita a escribir, para dar a luz nuevas y frescas palabras, aire de montaña al amanecer.

Entonces escribo, sabiendo aquello que en el fondo siempre supe: solo el silencio es digno de ser dicho. 

Publicar un comentario

Etiquetas